La organización de la boda y el matrimonio

La organización de la boda y el matrimonio

Cuando somos niñas crecemos con historias románticas, como la de la Cenicienta, Blanca Nieves o la Bella Durmiente, que nos crean un concepto de la vida de pareja incompleto ya que nadie nos dice que pasa después del “…y vivieron felices para siempre”. Por eso, hoy quiero compartir con ustedes una idea que tengo sobre la relación que existe entre la organización de la boda y el matrimonio y que considero fundamental  tengan en mente, sobretodo durante el inicio de la planificación. Espero les sea útil.

La organización de la boda es una etapa que toda pareja disfruta debido a la ilusión que representa, sin embargo, no significa que esté exenta de estrés, mal humor, discusiones, desacuerdos, desinterés y problemas. En algún punto, las novias y los novios, se darán cuenta que organizar su gran día no es algo sencillo y el que las parejas se enojen, tengan diferencias o discutan será algo normal, común y parte de la experiencia.

Debido a dicha realidad creo que la organización de la boda debe de ser vista como una simulación de lo que será vivir en matrimonio. Me explico a continuación. Percibo a la organización de la boda como un ensayo, ejercicio o preparación de la pareja para lo que viene en el futuro o, para ponernos más en el contexto de boda, luego del “hasta que la muerte los separe.”

Cuando surjan las discusiones durante la organización de la boda, ya sea por la pareja o por los familiares, el como las resuelvan será un reflejo del manejo de las diferencias durante el matrimonio. Nos han dicho mil veces que para tener éxito en el matrimonio se necesita amor, comunicación, respeto, paciencia y tolerancia. Estos mismos valores y/o aptitudes deben de estar presentes para organizar una boda de manera exitosa.

No es una regla pero si tiene mucha lógica ya que si durante la planeación de la boda no imponen, escuchan lo que quiere la otra persona, se interesan por los deseos del otro y ceden pueden estar seguras, y seguros, que tendrán una gran parte del camino avanzado para cuando llegue la vida real, que no se comparará con el tamaño de lo que pueda surgir cuando estén casados.

Por lo tanto, el ver a la organización de la boda como un simulacro del matrimonio significa que tanto ustedes, como sus novios, tienen que creer firmemente que con la seriedad que tomen y arreglen los pequeños, medianos o grandes problemas que aparezcan a lo largo de los meses que les lleve lograr uno de los momentos más importantes de sus vidas, será como enfrenten, lo que pueda suceder como esposos y familia.

Como lo mencione en mi blog anterior, la plática de pareja antes de casarse, el organizar la boda les ayudará mucho a conocer más a su pareja y sobretodo a  reafirmar  si de verdad quieren estar con esta persona el resto de sus días.

Reflexionen y sobretodo no dejen de decirme que opinan sobre lo básico que es practicar una organización de boda en paz y armonía, recuerden que al final lo importante es lo que viene después del gran día.

Les mando muchos besos.

 

Leave A Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *